Limpieza en tus brochas de maquillaje

Sabías que mantener tus brochas de maquillaje limpias y desinfectadas es fundamental para el acabado del maquillaje y para tu piel?

Poco sirve tener unas buenas brochas, si no mantienes su higiene, ya que si no lo haces, puedes llegar a tener problemas de acné incluso infecciones.

Lávalas siempre en la misma dirección (Desde la raíz del pelo hacia las punta). Si lo limpias al revés, el agua entraría dentro del mango podría estropearse tanto el cabo como el pelo.

Intenta que el mango de la brocha se moje lo menos posible. Para el secado, mantén las brochas en posición horizontal para que el agua no entre dentro.

Dependiendo de las brochas, secándolas de manera natural, puede llegar a tardar en secarse hasta dos días. Asegúrate de que cuando las uses estén totalmente secas.

Para una limpieza rápida, existen líquidos para limpiar brochas que no necesitan agua.

Aplica el líquido directamente sobre la brocha y frota suavemente sobre un papel absorbente.

También hay plantillas de silicona especializadas para la limpieza de brochas. Son fáciles de utilizar.

Se rocía un poco de líquido limpiador en la brocha y se frota suavemente sobre la plantilla.

Os dejo a continuación un paso a paso



Sácale partido al iluminador


Es el mejor aliado para los rostros mas apagados. Una vez que lo pruebas, ya no puedes prescindir de él, ya que hace maravillas en el rostro aportando una luz natural. 



PASO A PASO

1.Ponte iluminador con los dedos. Pasa primero el dedo índice sobre la superficie del producto y después aplica suavemente en lo alto de los pómulos. Comienza aproximadamente en la parte central del pómulo y continua hacia arriba, trazando una curva.

2.Extiende suavemente el iluminador con las yemas de los dedos a lo largo de la curva del pómulo, en dirección a la parte superior de la oreja. Asegúrate de que lo extiendes a lo largo del borde superior del pómulo, que es la parte del rostro que capta mas luz.


3.A continuación, difumina bien el iluminador hacia arriba en dirección a las sienes trazando una curva en forma de “C” en torno al hueso de la ceja. Con esto, iluminarás y abrirás todo el área del ojo. Si quieres obtener un resplandor mas intenso, aplica un poco mas de cantidad a partir del pómulo, como antes.

4.Si vas a ponerte un vestido que deja al descubierto los hombros, pasa de nuevo los dedos sobre la superficie del iluminador y extiéndelo luego sobre el área redondeada de los hombros, que es que la mas luz refleja. Difumina el iluminador con suaves movimientos circulares. No frotes con fuerza para no arrastrar el producto.

TODO LABIOS

Trucos fáciles para sacarle partido a tus labios.

Con un lápiz color carne o del mismo tono que la barra, dibuja el contorno de los labios, siguiendo la línea natural; empezando por el centro del labio superior y siguiendo hasta las comisuras (lo mismo en el labio inferior). Después, rellena con el mismo lápiz el interior de los labios mediante trazos verticales, sin llegar a los extremos; unificar y difuminar con el dedo.
Aplica con pincel, solamente en la parte central de los labios, sin llegar a las comisuras, para dar luminosidad al color.
Para agrandar los labios finos, dibuja el borde exterior con un lápiz beige claro.
Aplica un tono claro en el centro del labio inferior.


Para afinar los labios gruesos, dibuja el contorno de los labios con un bastoncito de algodón empapado en fondo de maquillaje o con un lápiz beige rosado por el interior del labio.
Para disimular las comisuras caídas, dibuja la línea del contorno superior elevándola ligeramente al llegar a los extremos; los tonos apropiados son los rojos claros o los rosas.

Si tienes el labio superior más fino, dibuja solamente el contorno del labio superior; utilizando dos tonos y aplicar el más claro en el labio superior.
Si tienes el labio inferior más fino, dibuja solamente el contorno del labio inferior; lo mismo que en el caso anterior, utilizar dos tonos, aplicando el más claro en el labio inferior.
Para rectificar o borrar, empapa un bastoncito de algodón en fondo de maquillaje y tapa con él el error.
Para atraer la luz a los labios, dibuja el contorno con un lápiz blanco.
Para disimular las arrugas o las sombras alrededor de la boca, aplica el producto antiojeras en todo el contorno difuminándolo bien.
El color de la barra de labios debe armonizar con el tono del rostro, con el colorete y con la ropa.
En general, los tonos más favorecedores son los rosas-marrones.
Los dientes amarillentos parecen más blancos con los rojos brillantes y soportan mal los tonos marrones.

Los rojos y rosas oscuros favorecen con luces frías.

El rojo profundo hace bocas resplandecientes.
El rosa fucsia es espectacular por la noche.
Los naranjas son difíciles de llevar, pero armonizan bien con la ropa beige, marrón o verde claro.
A las morenas y castañas oscuras con piel mate les van bien los tonos fríos, los rojos en toda su gama y el coral-rosa.
A las rubias de piel y ojos claros les convienen los tonos cálidos, del naranja al cobrizo, del rosa suave a fucsia.

A un cutis bronceado, no les va los mates y sí, en cambio, los colores brillantes.

MASCARILLAS CASERAS


Aprende hacer unas sencillas mascarillas caseras, con ingredientes naturales.

MASCARILLA HIDRATANTE
Sirve para devolver el resplendor a una piel apagada.

Necesitas:
Selección de dos o tres frutas: Fresas, frambuesas, kiwi, piña o tomate.
Leche en polvo
Aceite de almendras

Bate las frutas. Añade la suficiente leche en polvo para obtener una pasta fluida. A menos que tengas la piel grasa, extiende primero aceite de almendras sobre el cutis, si tu piel es mixta, hazlo solo en las áreas mas secas. Ponte la mascarilla, evitando el contorno de los ojos, y relájate 15 minutos. Limpia suavemente con un paño de muselina y enjuágate con agua tibia.
MASCARILLA CALMANTE
Sirve para cuando estés estresada o decaída,o mala reacción a un producto o alimento en la piel. También para las pieles que son sensibles y se enrojecen.

Necesitas:
Un plátano
2 cucharadas de miel
Harina de avena

Pasa el plátano y la miel por la batidora para obtener una mezcla homogénea. Añade la harina de avena, de cucharadita en cucharadita, hasta conseguir una pasta fluida. Aplica la mascarilla sobre la piel y relájate durante 15-20 minutos. Retira la mascarilla de tu piel con un paño de muselina húmedo y después aclara con agua tibia.
MASCARILLA ANTIOXIDANTE
Sirve para momentos como cuando has pasado mucho tiempo al sol o en lugares cerrados con mucho humo. Tu piel queda desintoxicada.

Necesitas:
Una zanahoria
Medio aguacate
2 cucharadas de nata

Pela y ralla la zanahoria, aplasta la pulpa del aguacate y mezcla ambos ingredientes. Si tienes la piel sensible, seca o descamada, añade dos cucharadas de nata. Extiende la mascarilla sobre la cara y cuello y sécate sin frotar.

Errores del maquillaje


EFECTO CARETA

Lo más probable es que hayas dejado una línea de desmarcación a lo largo de la mandíbula. Levanta la barbilla para observarlo.Esto ocurre cuando no se escoge una base del mismo tono que tu piel o bien cuando no has difuminado lo suficiente.

Para evitarlo, difumina muy bien con una esponja, con especial atención al nacimiento del pelo, debajo y alrededor de la nariz, orejas y mandíbula.

En el cuello, pasa la esponja o los dedos con los restos de producto.


PERFILADOR DEMASIADO OSCURO
Un lápiz mucho más oscuro que la barra de labios, queda artificial. Siempre que te vayas a pintar los labios, excepto si sólo usas brillo, debes perfilar antes con un lápiz del color más parecido posible al de la barra. 
Una vez maquillados los labios, no se debe notar nunca que éstos fueron previamente delineados: para ello, dibuja esta línea con el lápiz bien afilado a pequeños trazos, que luego difuminarás con un pincel.

PRESCINDES DE MÁSCARA DE PESTAÑAS
Algunas mujeres se pintan los ojos, se ponen sombras y eyeliner y prescinden de la máscara, porque se ven demasiado pintadas: Grave error, porque ésta es imprescindible para embellecer unos ojos, agrandar la mirada y darle expresividad.
No dejes nunca de usarla cuando te pintes los ojos o el resultado será incompleto. Los colores que más favorecen son sin duda el negro si eres morena. Los tonos marrones favorecen a las castañas.

CEJAS
Te has pintado los ojos al completo, pero notas que falta algo… ¿No será cosa de tus cejas?. Además de depilarlas correctamente, si las tienes irregulares o pobres será necesario maquillarlas porque son el marco que da expresión a la mirada.
Primero, peinalas hacia arriba con un cepillo de cejas. Después, rellena con un lápiz especial para cejas de color lo más parecido posible al del propio cabello. Finalmente, vuelve a cepillar siempre hacia arriba para difuminar y suavizar.
No te excedas depilando las cejas. Ese look, estuvo de moda en los años 20, y además envejece.